jueves, 7 de febrero de 2013

Contradicción




No es lo que dices,
Es la manera en que lo dices.

No es tu mirada,
Sino la frialdad que la acompaña.

No son las caricias,
como si fueran de alambre.

No es tu carácter,
Cambiante, agrio, irascible.

No son tus sueños,
Son mis sueños frustrados.

No es tu alegría,
Que agoniza a la mía.

No es nuestra vida,
Porque yo no tengo nada.

.
.
.

Realmente no eres tú,
Soy yo.


Como siempre.



1 comentario:

  1. "Como siempre" puede ser bueno o malo. Según cómo sea ese cómo, y según cuánto nos frustre el siempre.
    PD. Mi madre siempre me dice la primera frase cuando se enfada conmigo.

    ResponderEliminar